Resident Evil: Dead Aim – Historia

Hace poco más de 24 horas fue secuestrado por un grupo terrorista el Spencer Rain, un prestigioso navío propiedad de la corporación Umbrella. Se piensa que el hecho tiene relación con el robo de varias muestras de Virus-T de los laboratorios de Umbrella en París. La situación es de alerta máxima. El gobierno ha enviado a un agente especial para que investigue el asunto…

El Crucero

Bruce McGivern no tarda en reconocer a la persona que tiene a su espalda como el mismísimo Morpheus D. Duvall. Antiguo miembro del departamento de Investigación y Desarrollo de Umbrella. Según los informes, hace cuatro años fue despedido de la corporación al ser acusado como responsable del incidente del 11 de mayo de 1998 en Raccoon City. El suceso de la mansión que precedería a la total destrucción de la ciudad meses más tarde. Ahora se le hace responsable del robo en la central de Umbrella y se cree en la posibilidad de que en venganza use el crucero como medio para subastar la mercancía al mejor postor de entre otras compañías rivales.

Tras desarmarle, Morpheus procede a su eliminación, pero de pronto aparece una chica en la cubierta superior que sin más lanza una granada resolviendo en pocos segundos la situación a favor de Bruce, que escapa saltando a un lado mientras su agresor cae sobre las llamas…

Aprovechando la confusión, Bruce corre hacia los camarotes, confirmando las sospechas que albergaba al llegar al crucero. De algún modo ha habido un escape de T-Virus y toda la tripulación ha sido contagiada. La misión se complica por momentos, y más cuando recibe una llamada de la base por radio informando que Morpheus ha pedido cinco mil millones de dólares al gobierno. En ese momento aparece la chica que le había salvado momentos antes, sus rasgos orientales la delatan y rápidamente Bruce deduce que es del servicio de seguridad chino.

Posiblemente Morpheus también ha sobornado a su gobierno y por ello han mandado a un agente como él para evitarlo. Sin embargo ella, que responde al nombre de Fongling,  deja claro que trabaja sola y no quiere intromisiones externas. Dicho esto se marcha, dejando a Bruce perplejo ante tal situación, aunque sabiendo que tarde o temprano tendrán que colaborar.

No muy lejos de ahí Morpheus sigue vivo, aunque seriamente herido por la explosión. No puede creer que su brillante plan esté teniendo tantas dificultades a causa de esas dos intromisiones. En cuestión de horas se encontraba en un barco fantasma rumbo a un nuevo destino donde sería de mucha más utilidad su reciente adquisición. Todo era cuestión de tiempo y precisamente el tiempo es lo que se le estaba escapando, el tiempo y la vida…

Debe tomar una decisión, soluciones extremas. Morpheus se inyecta una muestra de una nueva sustancia experimental que fusiona los dos tipos de virus conocidos hasta la fecha, el T y el G, otorgando propiedades electromagnéticas. Sabe que es la única forma de seguir vivo y está decidido a hacer lo que sea por su sueño. Mientras tanto, gracias a una interesada colaboración de Fongling, Bruce logra llegar a los niveles inferiores del barco y da con la sala de presentaciones. Allí en teoría se debería haber realizado la subasta del Virus. Después de revisarlo todo descubre que no está la mercancía robada, pero también percibe que no se encuentra sólo.

Alguien apaga las luces y, al escuchar unas pisadas, se oculta en una esquina esperando con el arma en alto a que cruce la puerta quien quiera que sea. De pronto las luces se encienden y descubre horrorizado que lo que ha entrado, aunque tiene rasgos claramente femeninos, no parece ser humano. Es muy alto, tiene la piel pálida como el mármol y una gran garra en su brazo derecho. Además, produce descargas eléctricas por todo su cuerpo. Su primera reacción es dispararle, pero las balas no le hacen efecto y de un golpe le arroja varios metros por delante.

De algún modo Morpheus sobrevivió a la explosión transformándose en esa extraña criatura. Es posible, en sus investigaciones anteriores descubrió que se había hecho continuas operaciones de cirugía estética en pos de la belleza que tanto le obsesionaba, y quizá al transformarse, seguramente mediante la inyección de algún nuevo virus, se realzaran aun más mostrando ese aspecto femenino. Pero no es momento de divagaciones. Parece tener una barrera electromagnética que le protege de cualquier ataque físico, de modo que la única solución que le queda es escapar corriendo.

De nuevo gracias a la intervención de Fongling logra despistarle, pero la euforia dura poco, el crucero va recto hacia un acantilado y el timón parece estar obstruido. En menos de 10 minutos se estrellarán y no hay forma de evitarlo. Hay que desalojar el barco de inmediato. Ambos corren rápidamente hacia la cubierta superior hasta toparse con otra sorpresa de parte de Morpheus. Ha dejado suelta una criatura para cubrir su huida. Un nuevo modelo de Tyrant con unos enormes brazos y cara de pocos amigos.

Mientras que Fongling va tras Morpheus, Bruce se queda luchando contra el monstruo, al cual vence momentos antes de que el crucero se estrelle. Esta vez ha escapado por los pelos. Llega nadando hasta la orilla y descubre que el lugar parece estar formado por unas antiguas instalaciones de Umbrella. No tarda en dar con un boquete en una reja con restos electrificados que delatan el paso de Morpheus, y seguramente de Fongling tras él. Sea lo que fuere que oculta Morpheus sabe que sólo podrá descubrirlo adentrándose en aquel lugar…

Las Instalaciones de Umbrella

Tras pasar por un sistema de alcantarillado Bruce llega hasta una sala en la que hay una radio. Sin pensárselo dos veces llama a la base para informar de la situación y que le aclaren lo que no pudieron contarle antes en el barco. La verdad es más estremecedora de lo que pensaba. Morpheus ha amenazado con lanzar misiles contaminados con T-Virus a las principales ciudades de Estados Unidos y China si no acceden a pagar la cantidad de dinero que ha pedido. La política de Estados Unidos no permite negociar con terroristas, pero los chinos parecen haber cedido a las exigencias.

Ahora todo está en sus manos. Debe localizar y desarmar los misiles antes del tiempo límite. Además, debe encontrar a Fongling para informarle de la situación. Si su país ha decidido cooperar con Morpheus, su presencia se hace obsoleta y su vida corre un peligro aun mayor de lo que se imagina. Nada más lejos de la realidad. Fongling ha llegado hasta una especie de cúpula abierta. Tras avanzar unos pasos observa que del cielo surgen lasers que fijan su objetivo en ella. Se queda paralizada sin entender qué ocurre mientras un sonido de carga aumenta por momentos.

En ese instante aparece Bruce al otro lado de la sala, que sin dar explicaciones corre hacia ella para apartarle del laser justo en el momento que una estruendosa explosión hace un boquete en el suelo. El laser procede de un satélite espía chino y algo en Fongling hace fijar el objetivo de sus disparos. Tras examinar brevemente su cuerpo en busca de indicios descubre un bulto en el tatuaje que lleva en el brazo. Efectivamente, tenía un chip adosado con el que podrían localizarle en cualquier momento. Tras destruir el pequeño artefacto el satélite se detiene.

Una vez fuera de peligro, Bruce le cuenta todo lo que sabe a su compañera. Ella asiente pero se niega a dejar la misión. Aun cuando Morpheus trabajaba para Umbrella ya tenía sus propios ideales de poder. Por ello, viendo la corporación un peligro potencial en su persona, no tardó en usarlo como cabeza de turco ante los hechos acontecidos en Raccoon. Era una manera brillante de limpiarse las manos y deshacerse de futuros problemas.

Ahora lo único que le mueve es la venganza y las ansias de poder. Está loco, quiere el dinero para montar su propio reino y destruir a Umbrella y a los que como ella interfieran en sus planes. Por eso mismo, aunque China e incluso Estados Unidos aceptaran sus condiciones, nada impediría que esos misiles dieran en sus blancos…

Entre los dos prosiguen la búsqueda, pero Morpheus los encuentra antes y hace que se separen. Fongling ha sido capturada y ahora todo queda en manos de Bruce. En uno de los laboratorios descubre un arma especial basada en un acelerador de partículas que podría atravesar barreras eléctricas y dañar a Morpheus. Con ella se dirige hasta el lugar donde se encuentra junto a Fongling y comienza el combate. La agilidad sobre humana de Morpheus y los impactos de sus golpes se lo ponen difícil, pero finalmente logra derrotarle. Al parecer todo ha acabado.

La secuencia para el lanzamiento de misiles ha comenzado. Fongling guía a Bruce a través de los túneles para llegar a la zona donde podrá desactivarlos. Una carrera contrarreloj que además se ve importunada por la aparición de una segunda y más horrenda mutación de Morpheus que le persigue por todo el trayecto. Queda la última puerta pero la criatura se acerca más, debe luchar de nuevo. Unos disparos en su protuberante cabeza parece que la han hecho ceder. Sin embargo empieza a crecer e hincharse golpeando las paredes y derrumbando la estructura sobre sus cabezas. El resultado es una gran explosión que destruye todo el complejo…

Amanece sobre la zona en ruinas mientras que unos helicópteros de rescate sobrevuelan la costa en busca de supervivientes. De pronto una cápsula emerge del agua y se abre la compuerta superior lanzando automáticamente una bengala que descubre su posición al equipo de salvamento. Fongling y Bruce están dentro, han conseguido salvarse a tiempo. Extenuados se acomodan sobre el bote a la espera de ayuda.

Después de lo sucedido con sus compatriotas Bruce le pide a Fongling que se vaya con él a América, pero ella rechaza la oferta aludiendo que China es su patria y debe afrontar la situación sea la que sea. Al fin y al cabo han cumplido su misión destruyendo a Morpheus e impidiendo el ataque, y quieras o no… los héroes nunca mueren…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s