Limbo

Título Original: LIMBO
Plataformas: PlayStation 3, XBox 360, PC, PS Vita, iOS.

Limbo es un videojuego de plataforma en 2D desarrollado por la compañía independiente PlayDead Studios. Lanzado por primera vez el 21 de Julio de 2010 para Xbox Live Arcade, el juego ha recibido más de 90 premios por parte de los críticos y páginas web especializadas, acompañados de múltiples elogios provenientes de la comunidad de jugadores, destacando su dirección artística y representación minimalista, en una historia sin palabras que logra engancharnos desde el principio.

El juego es un sidescroller que permite al jugador guiar a un chico sin nombre a través de peligrosos escenarios intentando evitar multitud de horribles trampas y enemigos ocultos en la sombras. Todo lo que hay que hacer en Limbo es sobrevivir al entorno hostil, plagado de oscuridad y temibles criaturas del averno que darán todo para obtener un pedazo de nuestro joven protagonista.

Hacia el abismo

Las gráficas se presentan en gama de grises, acompañadas con sorprendentes efectos de luz, transparencias y escasos efectos sonoros, consiguiendo crear una increíble atmósfera misteriosa e inquietante similar a las presentes en otros títulos de survival-horrorLimbo es un juego cuyo punto fuerte es transmitir sentimientos y emociones a través de imágenes. No vemos en pantalla un marcador de vida, ni puntos, ni tiempo. Nada. El juego se desarrolla con la simple silueta del protagonista sobre un sencillo fondo blanco y negro que cambiará conforme vayamos avanzando.

Los controles son de lo más sencillos y clásicos. Consta de los cuatro botones de dirección para movernos, más un botón de acción que nos permite interactuar con el entorno, una pieza clave para la resolución de los múltiples acertijos que encontramos. El juego nos obliga a estar alerta en todo momento y a pensar rápidamente como  escapar de las situaciones extremas que enfrentamos. Sin tutoriales ni explicaciones, debemos aprender por nuestra cuenta, intentando varias veces antes de poder superar cierto obstáculo.

Moriremos infinidad de veces y este es un punto que ha sido puesto muy en claro por los creadores: este es un juego de “ensayo y error”. Las trampas están ocultas en lo más recóndito del escenario. Caminamos con cautela por las praderas y un segundo después hemos sido descuartizados por un intrincado mecanismo asesino que jamás vimos hasta que fue demasiado tarde. Por fortuna, existen numerosos checkpoints que nos regresarán al punto anterior, pero para superar los acertijos primero debemos activarlos y conocer sus características.

A diferencia de lo que podría parecer a simple vista y en contra de los estándares de su sistema de juego, Limbo es sorprendentemente terrorífico, ya que su tema central es la muerte. Los fondos de escenario monocromáticos esconden los peligros y no hay peor enemigo que aquello que no podemos ver. En nuestro viaje visitaremos bosques, cavernas, fábricas y una misteriosa ciudad en ruinas que nos infunden un sentimiento de desolación, acompañados de varios decorados y eventos escalofriantes.

Conclusiones

Es un juego técnicamente perfecto y sobresaliente que no necesita unas gráficas futuristas, explosiones o armas para ser una de las mejores experiencias de nuestra vida videojueguil. Sólido a nivel jugable a pesar de su aparente simplicidad, tiene un gran equilibrio y variedad en sus acertijos, acompañados por una curva de dificultad a la que nos acostumbramos rápidamente.

El mayor problema del juego es su duración. Puede completarse un par de días la primera vez, y con algo de práctica, las siguientes partidas difícilmente superan las cuatro horas. Varios usuarios se han quejado de la gran cantidad de tiempo que pasarás experimentando con los acertijos, probando cada objeto del entorno y las posibles combinaciones, lo que limita en ciertos casos el nivel de inmersión en el juego. Otro aspecto que aumenta la tensión en la aventura son las múltiples, largas y crueles animaciones de muerte que debemos presenciar forzosamente cada vez que fallamos.

Afortunadamente, cada uno de sus 24 capítulos es sencillamente fantástico, plagados de excelencia y una dirección artística impecable. Sin diálogos, cuadros de texto o secuencias de vídeo alucinantes, Limbo prefiere establecer un vínculo emocional con el jugador y hacerle partícipe de un viaje memorable, acompañando al personaje principal…. Un anónimo que podría ser cualquiera, cuyo viaje hacia lo desconocido no es fácil y significará algo diferente para cada persona que lo juegue. La forma en que se desarrolla y el mensaje final que nos deja es muy subjetivo. Único, intransferible y sin igual.

3 Respuestas a “Limbo

  1. Así deberían ser todos los juegos. Lo acabo de terminar y me encantó, es perfecto, simple y complejo. Es muy corto pero algo más largo podría frustrar a los jugadores. Algunos acertijos son algo difíciles de descifrar y eso es lo que toma más tiempo, mientras que otros son simple pero requiere algo de práctica para sortearlos.

    A la lista de mi top 5 de videojuegos favoritos.

    Y el final es sencillamente sublime e incluso la ultima secuencia (la del slowmotion) es netamente artística más por su cromática de claroscuros. Un ejemplo de que la sencillez no está peleada con la calidad.

  2. ¡Wow, que gran entrada para un gran juego!
    Yo descubrí este juego hace unos 6 meses mas o menos y me fascinó con sólo ver los primeros 10 minutos, a pesar de que no tiene historia ni diálogos demostró ser todo un juegazo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s