MediEvil

Título original: MediEvil
Plataformas: PlayStation

Hace mucho tiempo vivió en el reino de Gallowmere un hechicero llamado Zarok quien odiaba a las personas comunes por su simple estilo de vida, así que invocó un ejército de demonios para conquistarlo todo. El campeón del Rey, Sir Daniel Fortesque, dirigió la contraofensiva. Se cantaron canciones de cómo el valiente caballero enfrentó por sí solo legiones de criaturas y como éstas caían ante su espada como trigo ante la hoz; hasta que, mortalmente herido, combatió mano a mano contra Zarok mismo y le venció.

Fortesque pasó a la historia como el Héroe de Gallowmere y comenzó un periodo de paz que duró cien años. Hasta que el hechicero regresó. Zarok usó su magia para convertir a los habitantes en esclavos sin que alguien pudiera detenerle. Sus poderes amplificados liberaron muchos demonios y revivieron a los muertos, entre ellos Sir Daniel quien en realidad fue el primero en morir durante aquella batalla cuando una flecha le atravesó el cráneo. El destino le otorgó una segunda oportunidad para recuperar su honor, vencer a Zarok y ascender al Salón de los Héroes.

En busca de la gloria

MediEvil fue uno de los títulos de plataforma más populares para el PlayStation cuando se lanzó en 1998, compitiendo contra otros pesos pesados como Crash Bandicoot: Warped, Metal Gear Solid y Resident Evil 2 ese mismo año. Pronto cayó en el olvido desplazado por nuevos títulos. Tuvo una secuela en el 2000 que no fue tan bien recibida como el original y en 2005 se realizó un remake para el PlayStation Portable intitulado MediEvil: Resurrection, cuyo único punto fuerte fue la banda sonora actualizada de forma magistral.

Es un juego de aventura en tercera persona con secciones de plataforma y combates. Nos pone en el papel de Sir Daniel Fortesque, un cadáver reanimado por la terrible magia de Zarok quien es el único capaz de detener su plan de conquista. Dan debe atravesar todo el reino de Gallowmere en su aventura, visitando cementerios, bosques embrujados, villas, ruinas de castillos, cavernas subterráneas, un lago gigantesco, el manicomio, los campos de cultivo, un barco pirata volador y la temible guarida de su adversario.

Los enemigos son todo un repertorio de criaturas fantásticas clásicas como zombis, diablillos, gárgolas, espíritus, momias, dragones y esqueletos, a los que se suman otros bastante exóticos como calabazas mutantes, hombres rana y rhinotaurus. Para derrotarlos, el valiente caballero cuenta con un respetable arsenal de armas medievales como espadas, dagas, ballesta, un arco con diferentes clases de flechas, un martillo e incluso magia; mientras en la otra mano carga su confiable escudo para defenderse del contraataque.

En el camino vamos recolectando oro para comprar más suministros o encontramos botellas de vitalidad que nos otorgan una vida extra. El juego cuenta con 22 niveles de duración aceptable. Existen sencillos acertijos y llaves que recolectamos para abrir ciertas puertas. En cada etapa también hay un Cáliz que se llena con las almas de los enemigos que derrotamos. Una vez está al 100% podemos recogerlo y hacer una visita al Salón de los Héroes, donde amigos del pasado nos entregan más armas o vidas.

It has risen again!

Hasta aquí el título parece otro juego de aventura del montón, pero de forma similar a Akuji – The Heartless, es su peculiar estilo gráfico el que lo hace resaltar aún hoy en día y permanecer como un indiscutible clásico en el catálogo de aquellos quienes tuvimos la oportunidad de jugarlo. MediEvil es una aventura como ninguna otra, pues posee una ambientación enfocada en el horror gótico combinada con unos exquisitos toques de humor negro; Sir Daniel pasa de ser un mediocre fracasado a un héroe en toda regla, a pesar de comenzar su cruzada estando muerto.

El estilo gráfico es muy simple, incluso en su época no resaltó demasiado. Los personajes y monstruos tienen modelos básicos sin texturas, con colores un tanto llamativos para la atmósfera del juego. Algunos diseños son muy caricaturescos porque se lanzó como un juego familiar, aunque varios detalles ponen en duda dicha clasificación, como la posibilidad de matar niños en la villa o el hecho de que varios zombis nos ataquen con las estacas donde los empalaron e incluso con todo el patíbulo donde fueron colgados.

dan

Es la ambientación lo que logra cautivar al jugador, combinación una poderosa e inigualable banda sonora con niveles bellamente diseñados plagados de misterio y detalle. MediEvil mantiene una atmósfera fantástica en todo momento, como un relato épico medieval con un interesante toque retorcido. No existen muchos personajes, pero encontramos registros que nos permiten saber más de la historia o extrañas gárgolas que nos dan valiosos consejos. Los diálogos son muy divertidos y existen grandiosos jefes finales.

Como puntos negativos tenemos los clásicos detalles con la cámara que dificultan las secciones de plataforma. Sir Daniel tiene muchos problemas al momento de saltar porque en el último momento puede cambiar de dirección, quedarse corto o detenerse abruptamente en el borde debido a una molesta animación que lo hace titubear cuando alcanza la orilla. Este problema puede costarnos todas nuestras vidas en una sección que de otro modo sería un juego de niños. La dificultad también se eleva considerablemente de nivel en nivel.

Dio la vida por su reino y ahora también dará la muerte

Este juego es una de las últimas joyas olvidadas del PlaySation. El remake pudo haber sido grandioso, pero en su lugar quitaron todas las características que hacían al juego único y lo rebajaron a otro aburrido título de plataforma. Añadieron mecánicas innecesarias, nuevos personajes muy molestos y disminuyeron dramáticamente la dificultad. Omitieron además mucho del humor presente en el original para hacerlo más amigable con las nuevas generaciones, destruyendo totalmente la mayoría de los diálogos.

El MediEvil original es un juego excelente, muy divertido e inusual. Es ideal para pasar un par de noches a oscuras dejándonos llevar por la nostalgia del sistema de juego y su increíble atmósfera, encontrando los pequeños detalles, eliminando a las hordas de las tinieblas, intentando un nuevo desafío o simplemente disfrutando del paseo. El título sigue siendo vigente; ha soportado muy bien el paso del tiempo, como muchos de sus contemporáneos, para ganarse un lugar muy especial en la memoria de los jugadores.

2 Respuestas a “MediEvil

  1. Este es uno de los grandes juegos de mi infancia, si hicieran un remake como es debido seria muy epico

    • Fue uno de los primeros juegos que tuve en PS1, antes ya había jugado el nivel del cementerio en el disco de demos muchas veces. Pero entonces no entendía los registros y objetivos. Diez años después lo terminé y se convirtió en uno de mis favoritos. El remake es decepcionante.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s